FORMACIÓN Y APRENDIZAJE

Apostamos por un modelo de aprendizaje que aúna experiencia, relaciones y formación

Un factor clave para el desempeño laboral, la adaptación a los cambios y el desarrollo profesional.

Iberdrola multiplicó por cuatro en 2017 las horas de formación por empleado según la media europea1 Nota gracias al impulso de programas e iniciativas cuyo objetivo es contribuir a la excelencia de los profesionales.

La apuesta por la formación es clave en la política de recursos humanos de Iberdrola. Es un elemento esencial para:

  • El crecimiento profesional para el desempeño del puesto de trabajo.
  • Mantener a los empleados de Iberdrola actualizados en cuanto a los cambios tecnológicos y organizativos.
  • La adaptación de los nuevos empleados a la compañía.
  • Un mejor desarrollo profesional que fomentará su crecimiento profesional dentro de la compañía.

En Iberdrola queremos que todos los empleados se sientan motivados y apoyados para desarrollar los conocimientos, habilidades y comportamientos que les permitan desempeñar adecuadamente su función actual o un puesto futuro. Por ello, en 2016 se ha creado un nuevo campus corporativo en Madrid, donde se imparte formación.

 Formación interna y desarrollo profesional en el grupo Iberdrola

Modelo de aprendizaje 70/20/10. 70% experiencia, 20% relaciones y 10% formación.

Apostamos por el 
Modelo de Aprendizaje 
70 / 20 / 10

Las personas aprendemos constantemente de fuentes diversas. En el grupo Iberdrola defendemos el Modelo de Aprendizaje 70/20/10, que indica que:

  • el 70% de nuestro aprendizaje tiene lugar en nuestro puesto de trabajo (experiencia),
  • el 20% de nuestro aprendizaje proviene de otras personas (relaciones), y
  • el 10% de nuestro aprendizaje se realiza en un entorno formal (formación).

En Iberdrola trabajamos para que nuestros empleados dispongan de la formación necesaria para atender no solo a los requerimientos actuales de su puesto de trabajo, sino también para hacer frente a las exigencias de futuro derivadas de la puesta en servicio de nuevas tecnologías, equipos, instrumentos, etc., o derivadas de la necesidad de asumir mayores responsabilidades en su ámbito de actuación.

Además, velamos por la difusión del conocimiento existente en la empresa, el aprendizaje continuo y el intercambio cultural, con el fin de aumentar la eficiencia operativa gracias al uso apropiado del capital intelectual, tal y como se contempla en la Política de gestión del conocimiento [PDF].

  

1 Nota Según PwC, basado en la actividad de Iberdrola en 2016, empleos a nivel mundial incluye indirectos e impacto inducido.