sostenibilidad medioambiental

Iberdrola es un referente internacional en sostenibilidad medioambiental. Impulsamos los modelos de negocio sostenibles, procurando un desarrollo que satisfaga las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras.

 Apostamos por un modelo de negocio energético sostenible

TeInteresa
  • re.turn, en la brasileña ciudad de Porto Alegre, destaca por su marcado carácter social: el proyecto busca inspirar a las personas, ayudar a los colectivos más vulnerables y, especialmente, cuidar el mar. Sus fundadores —surfistas— buscan devolver a los océanos todo lo que estos les han dado, y desarrollan iniciativas sostenibles con materiales reciclados.

    Al menos 165 millones de partículas de plástico flotan habitualmente en el estuario del puerto de Nueva York y Nueva Jersey, según un estudio reciente de los guardacostas del área que comparten ambos estados. Una de las iniciativas pioneras en combatir el plástico en las aguas marinas de la zona es Plastic Free Waters Partnership, que une a organizaciones del sector educativo y público, ONG y compañías privadas con un objetivo común: erradicar los residuos plásticos de sus aguas.

  • La pandemia de COVID-19 ha azotado la economía mundial y ha obligado a tomar medidas a corto plazo destinadas a dotar de liquidez a los mercados, apoyar coberturas de desempleo o reforzar los recursos de los sistemas sanitarios. Los trabajos para desarrollar programas de recuperación económica a medio y largo plazo están arrancando en todo el mundo, y cada vez más gobiernos, organismos y empresas apuestan por una recuperación verde.

    Los expertos estiman que el 99 % de los animales que una vez habitaron el planeta ya no existen y, sin duda, la mano humana ha tenido mucho que ver con estas desapariciones. Sin embargo, en otras ocasiones ha logrado que algunas especies sobrevivan gracias al conservacionismo ambiental. Conoce a diez animales salvados de la extinción.

  • El plástico ha llegado al punto más hondo del planeta, un lugar —el abismo Challenger— situado a 11.000 metros de profundidad al que casi ni el hombre llega. Este descubrimiento es la mejor prueba de la magnitud del problema y de que ha llegado el momento de tomar conciencia y hacer todo lo posible para revertir la situación.

    Ante la crisis generada por la pandemia de la COVID-19, están surgiendo numerosas voces desde todos los ámbitos de la sociedad que proponen aprovechar este momento de recuperación como una oportunidad para impulsar la transición hacia un nuevo modelo socioeconómico que sea climáticamente neutral, resiliente, sostenible e inclusivo. Es lo que se conoce como Green Recovery o recuperación verde, una visión con la que el grupo Iberdrola se encuentra plenamente comprometido y el horizonte hacia el que trabaja desde hace más de dos décadas.