PROFESIONES DEL FUTURO

¿Cuáles son las profesiones del futuro?

#empresa #recursos humanos #empleo

La Cuarta Revolución Industrial impacta con fuerza en el mercado laboral. Desaparecerán algunas profesiones y empiezan a aflorar otras que requieren capacidades y habilidades novedosas. ¡Conozcámoslas!

Profesiones del futuro en la empresa.#RRSSProfesiones del futuro en la empresa.

Una experta en Inteligencia Artificial (IA), un flamante máster en Machine Learning (ML) y un ingeniero en robótica charlan amigablemente después de su jornada de trabajo en alguna de las fábricas inteligentes —o smart factories— de las afueras de la ciudad. Poco a poco se les unen otros jóvenes ingenieros expertos en nanotecnología, impresión 3D y genética. Probablemente en la conversación hay alusiones frecuentes a potentes algoritmos, diseño de software, servicios en la nube, ADN, prototipos, big data o el internet de las cosas (IoT).

Estamos ante los profesionales de la Cuarta Revolución Industrial, nativos digitales que protagonizan las transformaciones en los sistemas de producción y los modelos de negocio. Sus trabajos evolucionan de forma coordinada en un entorno de fusión entre la industria e Internet en sectores clave como la energía, la domótica, la automoción, la aeronáutica o la farmacéutica. Y esta coordinación multidisciplinar amplifica, y mucho, los efectos sobre la eficiencia, la flexibilidad y la productividad.

Pero no solo deben ser competentes técnicamente. Las habilidades y competencias más buscadas y solicitadas en el siglo XXI incluyen dotes tan característicamente humanas como la resolución de problemas complejos, el pensamiento crítico o la inteligencia emocional, por citar tan solo algunas de ellas.

LAS HABILIDADES LABORALES MÁS SOLICITADAS DEL SIGLO XXI

Las habilidades laborales más solicitadas del siglo XXI.#RRSSLas habilidades laborales más solicitadas del siglo XXI.

Ver más contenido

Las habilidades laborales más solicitadas del siglo XXI son:

  • La capacidad de negociación: a través del respeto mutuo fomentaremos la voluntad de llegar a un acuerdo entre las partes.
  • La adaptabilidad: debemos salir de la zona de confort ante cualquier tipo de situación.
  • La flexibilidad cognitiva: adaptar nuestros conocimientos a cada situación, a cada momento.
  • La toma de decisiones: el análisis global de cualquier problema nos permitirá llegar a la mejor solución.
  • La inteligencia emocional: las máquinas no pueden manejar las emociones en las relaciones interpersonales.
  • La creatividad: y, para desarrollarla, nada mejor que la imaginación y el trabajo en equipo.
  • La iniciativa: la proactividad y la propuesta de nuevas ideas llegarán antes de que se nos pidan.
  • La curiosidad: la inquietud por lo que nos rodea y el descubrimiento de cosas nuevas resultarán fundamentales.
  • El pensamiento crítico: las claves son la autodisciplina y el empleo de una visión global y racional.
  • La resolución de problemas complejos: la búsqueda de soluciones graduales nos ayudará a evitar errores.

Ocultar contenido

 VER INFOGRAFÍA: Las habilidades laborales más solicitadas del siglo XXI [PDF]

LAS CLAVES DE LA EMPLEABILIDAD

El Foro Económico Mundial de Davos concluyó en su informe The Future of Jobs (2016) que "el 65% de los niños que entran hoy a la escuela primaria terminarán trabajando en empleos de tipo enteramente nuevo, que no existen todavía".

Esto supone que el nuevo mercado laboral conlleva la pérdida de puestos de trabajo rutinarios y mecánicos. Y, de igual manera, favorece la demanda de puestos en tecnologías de la información, medios de comunicación y entretenimiento o servicios profesionales. La clave del empleo en un futuro próximo no radica en la aparición de nuevos puestos de trabajo, sino en que una gran parte de los ya existentes evolucionen.

LOS TRABAJADORES DEL FUTURO

  • Hacker blanco: la lucha contra los ciberpiratas ya tiene nombre propio. ¿Su función? Romper la seguridad por razones no maliciosas como, por ejemplo, para poner a prueba la seguridad de su propio sistema. Se convertirán en expertos en pruebas de penetración y evaluaciones de vulnerabilidad.
  • Growth hackers: son los encargados de que la empresa crezca en nuevos canales o mercados y el perfil perfecto combina programación, ingeniería, marketing y posicionamiento online. Recopilan datos, los analizan y sacan conclusiones para implementar estrategias creativas que posicionen un producto o servicio por delante del de la competencia.
  • Expertos en IA: el uso de algoritmos y el aprendizaje guiado permite trabajar los datos, aprender de ellos y ser capaces de hacer una predicción o sugerencia.
  • Expertos en IoT: el internet de las cosas crecerá a pasos agigantados y combinado con la IA permitirá nuevas oportunidades de crecimiento y desarrollo. Sus usos más frecuentes serán la monitorización de la energía y el uso de materiales a través de tecnología inteligente, la gestión de la seguridad o la automatización de procesos de negocio.
  • Desarrolladores del transporte inteligente: surgirán ingenieros especialistas en vehículos ligeros de nanotubos de carbono, un material con propiedades inusuales y valiosas por sus aplicaciones tecnológicas. Está considerado como el primer material conocido por la humanidad capaz, en teoría, de sustentar indefinidamente su propio peso suspendido sobre nuestro planeta.
  • Guardianes del clima: la economía verde con conciencia planetaria también favorecerá la aparición de nuevos oficios como, por ejemplo, trazador de productos y servicios para controlar la huella de carbono o agricultor vertical de cultivos hidropónicos en las ciudades.

Si todavía estás a tiempo de reciclarte profesionalmente, no dudes en apostar por la tecnología. La Cuarta Revolución Industrial ha llegado para quedarse...

 Gestión del talento