INTERNET DE LAS COSAS (IOT)

¿Estamos preparados para el mundo que traerán las nuevas tecnologías?

#internet #informática #I+D+i

Más de 8.000 millones de dispositivos ya están conectados al internet de las cosas —IoT, por sus siglas en inglés,— y en solo tres años esta cifra se triplicará. Los objetos se volverán inteligentes y el mundo vivirá la cuarta revolución industrial.

El internet de las cosas.#RRSSEl internet de las cosas.

Una prestigiosa marca de automóviles recoge en tiempo real los datos de funcionamiento de sus 13.000 motores instalados en aviones comerciales, lo que le permite reducir tiempos de mantenimiento y anticipar averías. El aparato con el que los diabéticos miden su azúcar en sangre envía los resultados tanto a su móvil como a su médico para un seguimiento detallado. Los contadores y las redes eléctricas inteligentes permiten una gestión sostenible y personalizada de la energía. Y gracias a los sensores, los aparatos reconocen su entorno y recogen una cantidad ingente de datos.

El mundo ha experimentado numerosos cambios en la última década como consecuencia de los avances tecnológicos. La inteligencia artificial es ya una realidad: está presente en la detección facial de los móviles; en los asistentes virtuales de voz, como Siri de Apple, Alexa de Amazon o Cortana de Microsoft; y está integrada en nuestros dispositivos cotidianos a través de bots (abreviatura de robots) o aplicaciones para móvil.

También, a día de hoy, existen ya vehículos que conducen por sí mismos. En 2017 Google desarrolló su propio coche autónomo, Waymo. Pese a estar en prueba, dicho automóvil es capaz de conducir durante largos periodos sin conectarse a la red.

Los vehículos autónomos darán un paso más cuando se implante la nueva red de telefonía móvil 5G, a partir de 2020, un sistema que podrá dar soporte a la conexión e ingente trasiego de datos de millones de automóviles de este tipo. Por su parte, el resto de aparatos tecnológicos también se podrán comunicar entre ellos e, incluso, con nosotros.

APLICACIONES DEL INTERNET DE LAS COSAS

Todo se volverá inteligente: los automóviles, los hogares, las ciudades, la industria... Veamos cómo afectará el internet de las cosas a cada uno de estos campos:

Movilidad: las nuevas tecnologías harán posible el análisis del flujo de tráfico, la señalización programable, los sensores de plazas de aparcamiento, etc.

Hogar: electrodomésticos conectados, asistentes por voz, vigilancia remota por móvil o gestión remota de la climatización serán algunos de los avances propiciados por el internet de las cosas.

Ciudad inteligente o Smart city: el IoT permitirá crear ciudades más sostenibles con el medio ambiente, capaces de garantizar agua limpia, suministrar electricidad de forma fiable, sistemas de gas seguro y un alumbrado público eficiente.

Industria: se desarrollarán sistemas físicos cibernéticos que combinan la infraestructura física con sensores software, comunicaciones y control de procesos, etc.

 

El Internet de las cosas.#RRSSEl Internet de las cosas.

 VER INFOGRAFÍA: El internet de las cosas [PDF]

 

Te presentamos ejemplos concretos de estas aplicaciones

EJEMPLOS DE APLICACIONES DEL INTERNET DE LAS COSAS

  • Transporte público: autobuses autónomos con recorridos autónomos y coches de uso compartido.
  • Redes eléctricas: generación y transporte inteligente de energía, contadores inteligentes, reducción de emisiones de CO2.
  • Movilidad inteligente: análisis de flujos de tráfico, señalización programable, sensores de plazas de aparcamiento, etc.
  • Robótica: los robots ocuparán el 45% de los puestos de trabajo actuales.
  • Salud: dispositivos de monitorización personal conectados con el sistema de salud, telemedicina, gestión de recursos sanitarios por big data.
  • Gestión de residuos: optimización de rutas de recogida, control integral de todos los residuos.
  • Domótica y hogar inteligente: electrodomésticos conectados, asistentes por voz, vigilancia remota por móvil, gestión remota de la climatización.
  • Comercio: mejora de la experiencia de compra con el cliente, ofertas personalizadas según las interacciones del cliente en redes sociales y publicidad, retail intelligence.
  • Agricultura: riego programado según las previsiones meteorológicas, tractores autónomos.
  • Agua: sensores para detectar y evitar fugas en la red, datos centralizados para una gestión integral.
  • Industria: sistemas físicos cibernéticos (CPS) que combinan la infraestructura física con los sensores, software, comunicaciones y control de procesos.

Ocultar información


¿Sabes que en 2020 habrá 25.000 millones de dispositivos conectados, lo que supone aproximadamente 28 objetos por habitante? Además, en Europa existirán en ese mismo periodo 144 millones de contadores inteligentes. Por sectores, la industria es la que acaparará un mayor porcentaje (40%); le siguen la salud (30%); el comercio (8%); y la seguridad (7%).

En una década nuestra forma de pensar será totalmente diferente y nos enfrentaremos a un futuro hiperconectado donde la mayor parte de los objetos cotidianos serán inteligentes para facilitarnos la vida. ¡Bienvenidos al internet de las cosas!