GESTIÓN MEDIOAMBIENTAL

Damos respuesta a los retos y oportunidades ambientales

Nuestra gestión ambiental se basa en los principios de respeto al medio ambiente, diálogo con los grupos de interés y un único Sistema de Gestión Ambiental que actúa como marco común para la coordinación de los diferentes planes y medidas, así como en la transparencia de la información publicada sobre el impacto ambiental de la compañía.

Un modelo energético sostenible debe cumplir con los siguientes objetivos:

 Objetivo económico, que se puede resumir en la necesidad de suministros energéticos estables, seguros y competitivos (seguridad y garantía de abastecimiento).

 Objetivo social, que se centra en el acceso de todas las personas a este servicio esencial en condiciones económicas asumibles (competitividad y universalidad del servicio).

 Objetivo ambiental, que se traduce en menores emisiones y mayor eficiencia en la producción y uso de la energía, además del cumplimiento de otra normativa ambiental.

Para alcanzar este último objetivo, el grupo Iberdrola aprobó en 2008 su Sistema de Gestión Ambiental con el fin de crear un marco común en materia ambiental, el cual posibilita la coordinación de los diferentes planes y medidas, respetando la autonomía y particularidades a nivel regional. Fiel a su compromiso con la transparencia, la compañía también publica anualmente diferente información sobre su impacto ambiental para evaluar el desempeño de su gestión ambiental e implementar mejoras.

TRANSPARENCIA EN LA GESTIÓN MEDIOAMBIENTAL

HUELLA AMBIENTAL

Uno de los pilares del compromiso del grupo Iberdrola con la transparencia en materia ambiental se manifiesta a través de la publicación anual de la Huella Ambiental Corporativa (HAC), la cual permite a la compañía identificar el grado de afección de su actividad en las diferentes categorías de impacto ambiental, trazar su causa y reducir dichos impactos.


CERTIFICACIONES Y VERIFICACIONES

A través de diferentes certificaciones y verificaciones basadas en normas internacionales, la compañía demuestra que cuenta con un Sistema de Gestión Ambiental sólido e impulsado por la premisa de una mejora continua.


INFORME DE GASES DE EFECTO INVERNADERO

Con el objetivo de reducir al máximo su huella de carbono, la cual representa el volumen total de gases de efecto invernadero que producen las actividades económicas y cotidianas del ser humano, Iberdrola elabora un inventario de gases de efecto invernadero (GEI) basado en estándares internacionales como el GHG (Protocol Corporate Accounting and Reporting Standard) y la norma ISO 14064-1:2012 (UNE).


INTENSIDAD DE EMISIONES

Iberdrola ha conseguido reducir en un tercio sus emisiones directas en los últimos cinco años, siendo este uno de los hitos que ha llevado a la compañía a ser la única eléctrica europea seleccionada en las 20 ediciones del índice Dow Jones de Sostenibilidad y una de las ocho eléctricas más sostenibles del mundo.


PRINCIPIOS DE ACTUACIÓN DE NUESTRA GESTIÓN AMBIENTAL

La estrategia y gestión ambiental de la compañía se ha visto reconocida en diferentes índices ambientales de ámbito internacional, como el FTSE4Good. Para avanzar en esta dirección, Iberdrola cuenta con los siguientes principios básicos:

Principios de actuación.

SISTEMA DE GESTIÓN AMBIENTAL

El Sistema de Gestión Ambiental del grupo Iberdrola se compone de los siguientes elementos:

Sistema de Gestión Ambiental.

De esta manera, el Sistema de Gestión Ambiental del grupo Iberdrola traslada las políticas ambientales corporativas a las directrices ambientales. Estas directrices ambientales son desplegadas por las organizaciones de Iberdrola en objetivos y metas ambientales, incluyendo la asignación de responsabilidades, recursos y plazos de ejecución.

Las directrices ambientales alineadas con los ODS y que definen las líneas estratégicas de Iberdrola son:

Directrices Ambientales.

Este sistema de gestión aporta aspectos muy positivos, entre los que destacan:

Impacto Positivo.

ORGANIZACIÓN AMBIENTAL

Para poder dar cumplimiento a las políticas aprobadas, el grupo Iberdrola se ha dotado de una organización que aborda la gestión del medio ambiente de una forma descentralizada.

Gestión descentralizada.

GRUPOS DE INTERÉS MEDIOAMBIENTALES

En el marco de su estrategia de relaciones con los Grupos de interés, Iberdrola ha establecido numerosas vías de comunicación y diálogo con los colectivos más destacados del ámbito medioambiental. A través de estas vías, Iberdrola comunica los objetivos, actuaciones y logros de la compañía en este campo, y recibe las valoraciones y las peticiones de los Grupos de interés relacionados con la dimensión ambiental.

Grupos de interés.

Asimismo, la compañía pone a disposición de los Grupos de interés el Buzón de Medio Ambiente, medioambiente@iberdrola.es, para cualquier sugerencia, duda o aclaración sobre la materia.

HACIA UN MODELO ENERGÉTICO SOSTENIBLE

Las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) derivadas de la actividad humana han hecho que el calentamiento global se convierta en el mayor problema ambiental de la próxima década. Como líder mundial en energías renovables y producción eólica, desde Iberdrola apostamos por un modelo de negocio limpio, confiable e inteligente mientras centramos nuestra actividad en el suministro de energía asequible para todos y no contaminante (ODS 7).

ODS 7.

Somos el mayor productor eólico del mundo y líderes en renovables

Dentro de su compromiso con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas, la compañía pone el foco principal en el ODS 7, energía asequible y no contaminante, y trabaja para llevar la electricidad a todas las personas y optimizar el uso de la energía.
Deshielo.

Glaciares, los grandes guardianes de la estabilidad del clima del planeta

El derretimiento de los glaciares, fenómeno que se acentuó durante el siglo XX, nos está dejando un planeta sin hielo. La actividad humana es la mayor culpable con la emisión de dióxido de carbono y otros gases responsables del calentamiento terrestre.
Ciudades sostenibles.

Descubre las ciudades más sostenibles del mundo

La población mundial asciende a 7.600 millones de habitantes (ONU, 2017) y gran parte se concentra en las urbes, las que más contribuyen a las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y, a la vez, las que mejor esperanza ofrecen para reducir la huella ecológica a escala global.
Problemas medioambientales.

Principales problemas medioambientales a resolver para 2030

El cambio climático es el gran problema medioambiental al que se enfrentará la humanidad durante la próxima década, pero no es el único. A continuación, repasaremos algunos de ellos y abordaremos cuáles son los desafíos que tenemos por delante.