ÍNDICE DE DESARROLLO HUMANO

¿Qué es el Índice de Desarrollo Humano y por qué ha caído por primera vez desde 1990?

#acción social #sociedad #transformacion social

Después de tres décadas consecutivas de avances económicos, educativos y sanitarios, el mundo dará un paso atrás en 2020 a causa de la pandemia de COVID-19. Así lo ha anunciado el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), que confecciona desde 1990 el llamado Índice de Desarrollo Humano (IDH).

Entre las graves secuelas del coronavirus SARS-CoV-2 hay una que no afecta directamente a ningún órgano vital, pero sí al futuro de las personas: el retroceso en el desarrollo humano. En tan solo unos meses, la pandemia de COVID-19 ha dejado en el mundo cientos de miles de fallecidos, al 60 % de los escolares fuera del sistema educativo y una caída prevista de la renta per cápita mundial del 4 %, según apunta el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

QUÉ ES EL PNUD (PROGRAMA DE LAS NACIONES UNIDAS PARA EL DESARROLLO)

Esta agencia de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) está formada por expertos que ayudan a los países a implementar soluciones integradas y duraderas para el planeta y sus habitantes. El PNUD aborda cuestiones esenciales para el desarrollo de la humanidad como la erradicación de la pobreza, la desigualdad o los impactos del cambio climático, de ahí que el coronavirus haya afectado a sus aspiraciones, tal y como refleja la anunciada caída en el Índice de Desarrollo Humano por primera vez desde su creación en 1990.

Aun así, el PNUD tiene un plan para revertir los efectos de la pandemia. Este incluye, por ejemplo, reducir la brecha digital, mejorar la protección social, salvaguardar los servicios sanitarios y el empleo, aplicar políticas macroeconómicas que beneficien a todos, promover la gobernanza ecológica y otras medidas de recuperación sostenible dentro del Marco de la ONU para la respuesta socioeconómica inmediata ante la COVID-19.

QUÉ ES EL IDH (ÍNDICE DE DESARROLLO HUMANO)

El Índice de Desarrollo Humano (IDH) es un indicador creado por el PNUD que, desde hace tres décadas, da a conocer el grado de progreso de cada país. De esta forma, la iniciativa del economista paquistaní Mahbub ul Haq se ha convertido en el baremo de referencia para tomarle el pulso al ritmo del planeta, ya que facilita una visión amplia —no exenta de críticas— de las desigualdades entre regiones.

El IDH se utiliza para elaborar un ranking mundial del desarrollo humano. Esta clasificación anual permite, por un lado, seguir la evolución de un país a lo largo del tiempo y, por otro, comparar su situación con la del resto de países. Así, los gobiernos pueden comprender mejor sus opciones de crecimiento y las ayudas internacionales se pueden adjudicar con criterio.

El Índice de Desarrollo Humano IDH en el mundo.#RRSSEl Índice de Desarrollo Humano (IDH) en el mundo.

 VER INFOGRAFÍA: El Índice de Desarrollo Humano (IDH) en el mundo [PDF]

QUÉ MIDE EL IDH

Este índice compuesto tiene en cuenta factores sanitarios, educativos y económicos para medir el desarrollo humano de un país, a diferencia de las metodologías anteriores que se fijaban solo en lo económico. A continuación, repasamos las variables que mide el IDH:

 Salud

Se evalúa a través de la esperanza de vida al nacer. Con ello se mide la longevidad de la población para una edad mínima de 20 años y una máxima de 85.

 Educación

Hace referencia al nivel educativo de la sociedad y mide, por un lado, la media de los años de escolarización de las personas adultas y, por otro, la esperanza de vida escolar de los niños.

 Economía

La riqueza de un país la define el Ingreso Nacional Bruto (INB) per cápita anual para un mínimo de 100 dólares PPA —paridad de poder adquisitivo— y un máximo de 75.000.

CÓMO SE MIDE EL IDH

El IDH es la media geométrica de las tres dimensiones anteriores, cuyos índices se calculan por separado con los datos de esperanza de vida, escolarización y renta per cápita de cada país. El resultado final arroja siempre un valor entre 0 y 1 que determina, según el PNUD, los cuatro grados de desarrollo humano que detallamos a continuación:

  • Muy alto: países con un IDH superior a 0,80.
  • Alto: países con un IDH entre 0,70 y 0,80.
  • Medio: países con un IDH entre 0,55 y 0,70.
  • Bajo: países con un IDH inferior a 0,55.

No obstante, como reconoce el PNUD, el IDH por sí solo no basta para medir el nivel de progreso de un país ya que se centra en aspectos específicos, mientras el desarrollo humano es un concepto mucho más amplio que requiere de otros indicadores complementarios.

IDH: INDICADORES

El Índice de Desarrollo Humano no es el único que contempla el PNUD para medir el progreso de un país. Junto a este indicador, también figuran otros importantes:

  • IDH ajustado por la Desigualdad (IDH-D). Es un IDH que tiene en cuenta la desigualdad entre las personas. Es decir, el IDH-D mostraría el desarrollo humano real y el IDH el potencial que podría alcanzarse si no existieran desigualdades.
  • Índice de Desigualdad de Género (IDG). Refleja la discriminación económica y social de la mujer en tres sentidos: salud reproductiva, empoderamiento y participación en el empleo.
  • Índice de Pobreza Multidimensional (IPM). Evalúa las carencias de los hogares y sus habitantes en el ámbito de la salud, la educación y el nivel de vida.