CIENCIA DEL CAMBIO CLIMÁTICO

La ciencia del cambio climático: ¿qué sabemos del mayor reto al que se enfrenta la humanidad?

#sostenibilidad medioambiental #sociedad #cambio climático

El cambio climático es una realidad, numerosas evidencias científicas así lo constatan, y sus efectos, que ya empiezan a manifestarse, pueden ser devastadores para el planeta durante las próximas décadas. Iberdrola ha elaborado un documento (Ciencia del cambio climático 2020. Presente y futuro) que recopila información científica para facilitar la comprensión de este problema global.

El análisis de la evolución de una serie de indicadores proporciona evidencias sobre los cambios climáticos que se están produciendo en la actualidad y los que se prevén de cara al futuro. Por esa razón, Iberdrola ha elaborado un documento (Ciencia del cambio climático 2020. Presente y futuro) que recopila información científica de referencia para dar una visión general del fenómeno del cambio climático. El objetivo es reforzar la comprensión de este problema global y sus implicaciones y, al mismo tiempo, facilitar datos e información actualizada útil para abordar sus principales riesgos.

 Consulta el documento Ciencia del cambio climático 2020. Presente y futuro [PDF]

Este documento forma parte de nuestra iniciativa para poner a disposición de la sociedad materiales didácticos con el objetivo de sensibilizar y formar sobre el cambio climático. Descubre más materiales para seguir profundizando en este gran reto global en nuestra sección 'Aprende sobre el Cambio Climático'.
 

QUÉ ES LA CIENCIA DEL CAMBIO CLIMÁTICO

Desde hace varias décadas se vienen produciendo alteraciones climáticas a una velocidad, hasta ahora, sin precedentes y la evidencia científica apunta a la acción del hombre como responsable. La generación de gases de efecto invernadero (GEI) que se acumulan en la atmósfera y retienen el calor (efecto invernadero) contribuyen a un aumento de la temperatura del planeta. A esta alteración de origen antropogénico se la conoce como cambio climático y la ciencia del cambio climático es, por tanto, aquella que estudia las causas y efectos de dicho fenómeno.

Definición de cambio climático. 
Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC)

Los cambios en el clima, directa o indirectamente atribuibles a la actividad del ser humano, que alteran la composición de la atmósfera global y que se superponen a la variabilidad natural observable en periodos de tiempo equivalentes

LAS EVIDENCIAS DEL CAMBIO CLIMÁTICO

El cambio climático tiene carácter global, se está produciendo a gran velocidad y sus efectos ya son una realidad. "Es el reto que marcará nuestra época", asegura el Secretario General de Naciones Unidas, António Guterres. A su vez, advierte de que representa una amenaza sin precedentes para la paz, la prosperidad y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Las evidencias científicas al respecto son claras y, a continuación, repasamos algunas de ellas:

 El ser humano, con su actividad y sus emisiones, está afectando la composición de la atmósfera.

 La creciente concentración de GEI en la atmósfera está contribuyendo a un aumento del efecto invernadero y, en consecuencia, de la temperatura global.

 El calentamiento observado en superficie se relaciona con otros cambios en el sistema terrestre —acidificación y desoxigenación de los océanos, retroceso de las masas de hielo (glaciares, por ejemplo), subida del nivel del mar, aumento de eventos meteorológicos extremos, etc.—.

 Las consecuencias de estos cambios son evidentes a diferentes niveles: biodiversidad, salud, seguridad alimentaria e hídrica, pobreza, conflictos y migraciones, o economía.

LAS CONCLUSIONES DE LA CIENCIA DEL CAMBIO CLIMÁTICO

1. La influencia humana en el sistema climático es clara

La emisión adicional de GEI antropogénicos conduce a un aumento de la temperatura del planeta, cuyos efectos pueden durar milenios antes de que los procesos naturales los eliminen de la atmósfera. La concentración atmosférica de CO2, el GEI que contribuye en más de dos tercios al calentamiento global, alcanzó su máximo medio anual de 409,8 ppm en 2019, unos niveles superiores a los observados en, al menos, los últimos 800.000 años y muy por encima de los niveles con los que ha convivido el ser humano.

El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) concluyó que la influencia humana a través de la emisión de GEI ha sido la causa dominante del calentamiento observado desde mediados del siglo XX. El IPCC también ha estimado que los objetivos del Acuerdo de París implican no superar una concentración atmosférica de CO2-eq de 450 ppm para limitar el aumento de la temperatura a 2 ºC o de 430 ppm para 1,5 ºC a final de siglo. El aumento en la concentración de CO2 se debe, principalmente, a las emisiones procedentes de la quema de combustibles fósiles, las cuales representan las tres cuartas partes de las emisiones totales de CO2.

2. Las evidencias científicas muestran que el cambio climático es una realidad

Las evidencias científicas constatan que los efectos derivados del cambio climático se están produciendo a una velocidad sin precedentes:

  • Las temperaturas globales han aumentado de manera sistemática desde 1880, como prueba el hecho de que 19 de los 20 años más calurosos desde que existen registros se han sucedido desde 2001 —en concreto, 2019 fue el segundo año más cálido con una temperatura media en superficie superior en ~1,1 ºC a la de la era preindustrial (1850-1900)—. Desde la década de 1980, cada década ha sido más cálida que la anterior en un intervalo de 0,1 ºC a 0,3 ºC (Organización Meteorológica Mundial, OMM).
  • Las consecuencias del calentamiento global se están constatando en otras variables, como la disminución de la capa de hielo, la acidificación y desoxigenación de los océanos o la subida del nivel del mar.
  • Existe también una relación entre el calentamiento global y los eventos climáticos extremos. Y es que, a pesar de la complejidad de su estudio, ya que por su definición son raros o excepcionales, existe el consenso general de que su frecuencia e intensidad están aumentando en muchas regiones como resultado del cambio climático global.

3. El cambio climático afecta al bienestar humano y a sus sectores de actividad

El cambio climático y, particularmente, los eventos meteorológicos extremos afectan al bienestar humano y a la actividad de todos sus sectores, tanto de forma directa como indirecta, a través de sus impactos en los ecosistemas naturales y los sistemas socioeconómicos. En la actualidad, se considera que este fenómeno está entre los tres mayores impulsores de la pérdida de biodiversidad y que reduce la calidad de los recursos naturales fundamentales para el suministro alimentario, siendo definido como el mayor desafío para la salud del siglo XXI y como una de las mayores amenazas para la estabilidad económica por diferentes organismos internacionales.

4. El cambio climático requerirá una acción de adaptación

La adaptación al cambio climático por parte del ser humano será fundamental durante las próximas décadas, ya que existe un cierto cambio en el clima que es inevitable:

  • Debido a las emisiones acumuladas, la inercia del sistema climático y la tasa actual de emisiones, los efectos físicos del cambio climático son similares para todos los escenarios a 2050, siendo previsible que se alcance el límite de 1,5 ºC en torno a 2040 (IPCC) si se mantienen las tasas de calentamiento actuales.
  • La gran variación en los resultados físicos, siempre condicionada a las acciones de las próximas décadas, surge a partir de 2050. De forma que, si se alcanza la neutralidad climática global en 2050, la temperatura global podría mantenerse en los 1,5 ºC en 2100. Pero la estabilización de la temperatura global en superficie no implica la estabilización en todos los aspectos del sistema climático: por ejemplo, la subida del nivel del mar continuará durante siglos ya que responde más lentamente a los cambios.

5. La mitigación del cambio climático es clave

A mayor perturbación del clima, mayor riesgo de sufrir impactos generalizados, severos e irreversibles en los sistemas ecológicos y humanos. Para evitar que dichos impactos aumenten exponencialmente, minimizar cada décima de aumento de la temperatura a través de acciones de mitigación es vital. Limitar el incremento de la temperatura a 1,5 ºC en 2100 aún es posible y permitiría reducir sustancialmente la magnitud de muchos de esos impactos —subida del nivel del mar, ciclones, aumento de incendios, olas de calor, tifones, etc.—.

6. La acción climática tendrá un profundo impacto a nivel global

Los esfuerzos mundiales para reducir las emisiones en las próximas décadas tendrán un gran impacto en el clima global durante la segunda mitad de este siglo. Para ello, las acciones de mitigación deberán ir acompañadas de otras de adaptación a las condiciones cambiantes para abordar de una forma eficaz el desafío del cambio climático.

Ciencia del cambio climático 2020. Presente y futuro.#RRSSCiencia del cambio climático 2020. Presente y futuro.

 VER INFOGRAFÍA: Ciencia del cambio climático 2020. Presente y futuro [PDF]