ACCIÓN CLIMÁTICA

Comprometidos con una acción climática ambiciosa y urgente

La lucha contra el cambio climático ha sido el motor principal de una estrategia de crecimiento rentable, que nos ha llevado a invertir más de 100.000 millones de euros en estas dos décadas, con el objetivo de alcanzar un modelo energético descarbonizado.

Objetivos de reducción de emisiones del grupo Iberdrola.#RRSSObjetivos de reducción de emisiones del grupo Iberdrola.

Iberdrola se ha marcado como objetivo reducir la intensidad de emisiones de CO2 en el año 2030 un 50 % respecto a 2007, prevé que su intensidad de emisiones sea ya prácticamente nula en Europa a 2030 y ser neutra en carbono en 2050.

Así mismo, Iberdrola tiene un objetivo global de reducción de emisiones de sus alcances 1, 2 y 3. Este objetivo se ha reconocido en 2019 como un objetivo basado en la ciencia (Science Based Target).

Avanzamos hacia la neutralidad en carbono

Como pilar estratégico para su consecución se apoya en el plan de inversiones del grupo, apoyado en iniciativas de innovación, orientadas a la descarbonización del mix energético, a aumentar su resiliencia y a consolidar su liderazgo en energías renovables, redes inteligentes, almacenamiento eficiente y tecnologías limpias.
 

El grupo Iberdrola, contra el cambio climático.#RRSSEl grupo Iberdrola, contra el cambio climático.

 VER INFOGRAFÍA: El grupo Iberdrola contra el cambio climático [PDF]

  • 65,8 millones de toneladas de CO2 evitadas(1)
  • 77% de la capacidad propia instalada libre de emisiones
  • 70% de la capacidad propia instalada procede de fuentes renovables
  • 100.000 millones de euros invertidos en renovables desde 2001
  • 32.350 MW de capacidad propia en renovables
  • 34.000 millones de euros entre 2018 y 2022 (47% para redes inteligentes y 39% para energías renovables)
  • 15 plantas de carbón y petróleo cerradas
  • 11.400 millones de euros en bonos verdes entre 2014 y 2020
  • 3.000 millones de euros invertidos en East Anglia ONE para mejorar la penetración de las renovables

(1) Durante los tres últimos años

Datos a cierre del Primer trimestre 2020.

 

Con una producción libre de emisiones del 79 % a cierre del Primer trimestre 2020, el grupo Iberdrola tiene una intensidad de emisiones de CO2 que destaca entre las más bajas de las empresas energéticas a nivel nacional e internacional. Descubre más información sobre nuestras emisiones en el inventario de emisiones de gases de efecto invernadero.
 

Acceso al html de Huella ambiental. Enlace interno, se abre en ventana propia.

Gestionamos los riesgos y oportunidades del cambio climático

Iberdrola fue una de las primeras empresas en comprometerse públicamente a implementar las recomendaciones del Task Force on Climate-related Finantial Disclosure (TCFD) en sus informes públicos del año 2020. La compañía creó en 2017 un grupo de trabajo interno multidisciplinar el cual coordina todos los trabajos realizados en esta materia, informando en una sección específica de su Estado de información no financiera 2019 (y otros documentos públicos anuales) de los avances realizados y su alineación con cada una de las cuatro áreas temáticas en las que se estructuran las once recomendaciones del TCFD.

Además, el grupo Iberdrola ha participado —junto con otras empresas eléctricas— en un informe promovido por el World Business Council for Sustainable Development (WBCSD) relativo a la divulgación de información financiera sobre cambio climático alineada con el TCFD en el sector eléctrico.

Continúa leyendo

 Gobierno Corporativo

En 2018, el Consejo de Administración de la compañía llevó a cabo una profunda reforma del Sistema de gobierno corporativo para reforzar el compromiso del grupo con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, especialmente el 7 —energía asequible y no contaminante— y el 13 —acción por el clima—. Además, el Consejo revisa la Política contra el cambio climático del grupo, y el plan de incentivos a largo plazo propuesto por el Consejo de Administración a la Junta General de Accionistas de 2020, integra, entre otros, objetivos ligados a la lucha contra el cambio climático.

La Comisión de Desarrollo Sostenible del Consejo está a cargo entre otras funciones de revisar aspectos relacionados con el cambio climático y es informada periódicamente, al respecto.

 Estrategia

El cambio climático es un elemento clave para la definición de la estrategia de la compañía. Iberdrola lo aborda no solo como un factor de riesgo, sino también como una oportunidad de crecimiento a través de acciones de mitigación y adaptación durante la transición hacia una economía baja en carbono.

Iberdrola ha analizado su estrategia con relación a distintos escenarios climáticos futuros, y de este análisis se desprende que, en términos generales, el modelo de negocio del grupo es adecuado para afrontar los retos derivados de la transición energética, así como del impacto físico del cambio climático.

Para hacer frente a los primeros —transición—, el grupo está perfectamente posicionado para aprovechar, entre otras, las oportunidades que se derivan de la transición energética gracias a su liderazgo en energías renovables, redes inteligentes, sistemas de almacenamiento y también digitalización, todos ellos clave en la transición hacia una economía baja en carbono y resiliente al clima.

En el caso de los últimos —impactos físicos derivados de las principales amenazas climáticas y del aumento de la frecuencia y severidad de los eventos meteorológicos extremos—, y en base a los estudios realizados, en la medida en la que se trate de impactos crónicos y progresivos, se irán produciendo a lo largo de las próximas décadas, a plazos relativamente largos, por lo que serán gestionados en función del grado de adaptación y resiliencia de las diferentes instalaciones. Por otro lado, Iberdrola dispone de políticas, planes, tecnología y sistemas predictivos que permiten minimizar los impactos de los eventos. Un ejemplo destacado es MeteoFlow, un sistema integrado para la predicción de las variables meteorológicas que, como parte de su mejora continua, ha incorporado entre sus funcionalidades la previsión de fenómenos meteorológicos extremos, lo que permite activar planes de emergencia y una mejor gestión de equipos de mantenimiento en cualquier tipo de instalación renovable.

No obstante, dada la constante evolución de la ciencia y la incertidumbre asociada a los estudios de proyección climática y sus impactos, es necesario seguir avanzando y profundizando en el análisis, para cuantificar los posibles impactos y establecer las medidas de adaptación en caso de ser necesarias.

 Gestión de riesgos

El sistema de control y gestión de riesgos del grupo considera y monitoriza los riesgos derivados del cambio climático, que pueden agruparse en:

  • Físicos: posibles impactos materiales sobre las instalaciones.
  • De transición: asociados al proceso de descarbonización global (cambios regulatorios, de precios de mercado, tecnológicos, reputacionales, etc.).
  • Otros: como riesgos en la cadena de suministro y fenómenos sociales.

La identificación, análisis y gestión de los riesgos se aborda con un enfoque multidepartamental, en el que colaboran tanto funciones corporativas como negocios. El trabajo continuo de identificación y evaluación de los riesgos derivados del cambio climático se ha realizado contando con el apoyo de expertos en la materia para la estimación de los riesgos derivados de las principales amenazas identificadas entre las que destacan los fenómenos meteorológicos extremos, así como una posible variabilidad del recurso renovable.

En base al mejor conocimiento disponible puede afirmarse la sólida capacidad adaptativa de Iberdrola que es debida entre otros factores a la gran diversificación de activos, la probada capacidad y experiencia a lo largo de los años, así como la consideración del cambio climático como un riesgo gestionable lo que implica que las nuevas inversiones se realicen sobre activos más resilientes.

 Métricas y objetivos

Iberdrola incluye en su Estado de información no financiera 2019 [PDF] y en el Informe integrado 2019, indicadores relevantes para informar sobre aspectos relacionados con el clima y con su estrategia de lucha contra el cambio climático. Entre ellos, destacan el inventario de emisiones de gases de efecto invernadero, la intensidad de emisiones, los objetivos de reducción, el uso de energía, la intensidad energética, el mix energético, la potencia instalada renovable, el uso del agua, el origen del agua, I+D+i e inversión en desarrollo de productos, servicios y/o tecnología de baja emisión.

Ocultar